Printer-friendly version

El Gobierno de Malta intenta de nuevo con la caza en primavera

Las aves en migración hacia los territorios de nidificación pueden nuevamente ser abatidas por los cazadores malteses. Reinicia también la caza de rapaces


Bruselas, reunión del CABS y LRBPO en el Parlamento Europeo para discutir la caza primaveral en MaltaBruselas, reunión del CABS y LRBPO en el Parlamento Europeo para discutir la caza primaveral en MaltaLa historia de la caza de primavera en Malta parece ser infinita. Ésta es considerada por parte de los cazadores locales – para nada atentos a los conceptos de conservación - como una parte natural de la caza maltés y desde siempre en la isla se dispara del 25 de marzo al 22 de mayo. La entrada en la UE en el 2004 habría debido comportar el inmediato cese de la caza de primavera, por la automática adopción de las normas de la Directiva Aves. Sin embargo el gobierno ha fingido no saber nada y ha continuado con la apertura de la estación de caza entre marzo y mayo hasta el final del 2007. En el 2005 el CABS en colaboración con la asociación belga RSBPO y otros grupos ambientalistas organizan una intensa campaña de protesta en Bruselas, exigiendo el cese definitivo de la caza primaveral en la isla del Mediterráneo. La campaña termina con la entrega de 190.000 firmas contra la caza de primavera recolectadas en Malta al Comité para las Peticiones del Parlamento Europeo. Gracias a la presión proveniente de diversos frentes y a la condena por parte del Parlamento, Malta es sometida a proceso en la Corte de Luxemburgo por falta de adecuación a la Directiva Comunitaria. El gobierno da un paso atrás y por razones tácticas prohibe la caza en el 2008 y 2009.

Colaborador del IAR tiene en mano un abejero con una herida de arma de fuego en el alaColaborador del IAR tiene en mano un abejero con una herida de arma de fuego en el alaJusto al final del 2009 finalmente la corte de Justicia Europea declara a Malta culpable por haber concedido la caza en las primaveras del 2006 y 2007. Y cuál es la respuesta del gobierno? Volver a abrir la caza en la primavera del 2010. A sufrir los daños no serán tan solo las 3.900 codornices y 3.600 tórtolas abatibles, sino también los cientos de rapaces, cigüeñas, garzas, abejarucos, oropéndolas, golondrinas y vencejos que caen víctimas de los cazadores, una vez que circular con el fusil no será prohibido.

La comunidad proteccionista internacional se moviliza, sin embargo el gobierno persevera y abre la caza, aunque con fuertes limitaciones:

  • Solo 3.900 codornices y 3.600 tórtolas pueden ser abatidas.
  • Los cazadores deberán comprar una licencia especial de 25 euros con la cual será financiada la operción de control de la policía ambiental maltés.
  • Cada cazador puede abatir solo 2 aves por día para un total de 3 por licencia.
  • La caza está abierta del 24 al 30 de abril, del lunes al sábado y del alba a mediodía.
  • Todos los cazadores autorizados deben llevar una banda identificativa en el brazo.
  • Cada ave abatida debe ser inmediatamente señalada a la policía con un sms.
  • Cada infracción a la ley de caza comporta la pérdida de la licencia de caza.
  • Apenas abatidos los contingentes establecidos, la caza termina inmediatamente, aunque suceda antes del 30 de abril.

Estas restricciones son obviamente un gran progreso respecto a la caza primaveral precedente, para la cual prácticamente no habían partidas de caza y la estación corría durante toda la migración.

Oropéndola disparada por un cazadorOropéndola disparada por un cazadorSin embargo el abatimiento de ejemplares durante el vuelo pre-nupcial no puede jamás ser considerado como sostenible. Cualquier biólogo, ornitólogo o naturalista sabe que los animales en arribo durante la primavera han superado ya la difícil selección invernal y el doble vuelo migratorio, por lo tanto son los componentes vitales de una nueva pareja que criará con éxito los pequeños durante el verano. Cada abatimiento en esta fase es un nido menos: una mala noticia para codornices y tórtolas que ya desde hace algunas décadas están sufriendo un dramático declive en Europa.

El drama no termina aquí. Una buena parte de los cazadores malteses son furtivos sin escrúpulos que no tienen ningún respeto por la leyes. Se podría esperar que el límite de partida de caza de máximo 3 aves no sea respetado, considerando además que los controles de la policía ALE raramente logran ser tan eficaces como deberían. Pese a la entrega de sus miembros, el cuerpo no está lo suficientemente dotado, contando con tan solo un agente por cada 1.000 cazadores.

Por último, la apertura de la caza a codornices y tórtolas será un buen escudo para quienes saldrán al campo con la intención de abatir rapaces. De hecho, justo al final de abril los halcones abejeros, aguiluchos laguneros y halcones están en el pico de su migración. Bird Guard del CABS vigila los cazadores con binocularesBird Guard del CABS vigila los cazadores con binocularesCubiertos por los cazadores de codornices y tórtolas los furtivos lograrán, fácilmente y sin exponerse, abatir águilas, halcones y todo lo que quieran.